Hot Girls Wanted: la sórdida verdad de la industria pornográfica

La nueva serie de Netflix “Hot Girls Wanted: Turned On” se abre paso como un spin-off del documental Hot Girls Wanted (2015). La misma contará con la participación de la directora porno, Erika Lust

Hot Girls Wanted: la sórdida verdad de la industria pornográfica

La industria pornográfica ha sido objeto de fascinación por diversos documentalistas y con una buena razón. Una industria con una maquinaria para explotar la vulnerabilidad e ingenuidad de las personas, convirtiéndose en un prisma irresistible por medio del cual se puede apreciar la condición humana.

‘Hot Girls Wanted: Turn On’ es una serie basada en el documental ‘Hot Girls Wanted’ (2015), dirigido por Jill Bauer y Ronna Gradus, la cual se centra en un grupo de jóvenes que se dedican a la pornografía. La producción ejecutiva de dicha serie está a cargo de la actriz estadounidense, Rashida Jones, quien ha hablado sobre su deseo de mantener un diálogo “abierto, honesto y saludable” sobre el rol del porno en la sociedad. Asimismo, ella dirige el opening llamado ‘Women On Top’, donde expone la relación de madre e hija entre las actrices porno Suzy y Holly Randall, y la directora de cine para adultos, Erika Lust.

Hotgirls

Al no mostrar los aspectos positivos y colegiales del negocio pornográfico, los productores decidieron realizar esta serie que busca narrar la relación entre sexo y tecnología, teniendo en cuenta la influencia de las redes sociales en la actualidad.

‘Hot Girls Wanted: Turn On’ ya está disponible en Netflix. Acá te dejamos el tráiler:

También te puede interesar: #EntrevistaUB | Erika Lust: No dirijo porno solo para mujeres.