LG debe pagar a General Motors 1,9 mil millones por incendios en baterías

En EEUU se han reportado 13 carros eléctricos de modelo Bolt en llamas por desperfectos

LG debe pagar a General Motors 1,9 mil millones por incendios en baterías

Las cosas están que arden en LG Electronics y es que esta empresa suministró las baterías a General Motors (GM) para los modelos eléctricos Bolt EV y EUV, pero sus usuarios comenzaron a reportar fallas, que en ocasiones dejaron a sus vehículos convertidos en cenizas.

Como consecuencia, la empresa automotriz norteamericana llamó a los propietarios de estos modelos a que acudieran a sus centros de servicios para una revisión exhaustiva, mientras se anunciaba que se detenía la producción de los Bolt.

Más de 140.000 vehículos fueron llamados a revisión luego de que se reportaron 13 incendios de estos modelos de GM en Estados Unidos.

Ante la evidencia, los ejecutivos de ambas empresas entraron en contacto y General Motors exigió una indemnización. LG asumió su error y por ello deberá pagar 1,9 mil millones de dólares, por los costos y gastos asociados al incidente con las baterías, según anunció la empresa en un comunicado.

“LG es un proveedor valioso y respetado de GM, y nos complace llegar a este acuerdo”, dijo Shilpan Amin, vicepresidente de Compras y Cadena de Suministro de GM. “Nuestros equipos de ingeniería y fabricación continúan colaborando para acelerar la producción de nuevos módulos de batería y esperamos comenzar a reparar los vehículos de los clientes este mes”, añadió el texto.

LG había comentado previamente que “en raras ocasiones, las baterías suministradas a General Motors para estos vehículos pueden tener dos defectos de fabricación: una pestaña de ánodo rota y un separador plegado, presentes en la misma celda de la batería, lo que aumenta el riesgo de incendio”.

Por esto, General Motors había recomendado a los propietarios de estos autos eléctricos que, ante el riesgo de incendio, estacionaran los vehículos preferentemente al aire libre y a 15 metros de distancia de otros carros.

También se había solicitado a los propietarios que configuraran el modo de limitación de carga al 90%, que no se dejen cargando desatendidos y en garajes y que se evite apurar la autonomía.

En abril Hyundai tuvo que dejar de fabricar el Corea del Sur la versión eléctrica de su todotereno Kona, el Hyundai Kona Electric, por el incendio de las baterías LG Energy Solution. 77.000 unidades de este modelo fueron llamados a revisión por este desperfecto.