Final histórico con dos ganadores en MasterChef Celebrity

Por primera vez el talent show culinario de Televisión Española otorga el primer premio por partida doble, favoreciendo al comediante Miki Nadal y al periodista y comentarista deportivo Juanma Castaño

Final histórico con dos ganadores en MasterChef Celebrity

Un final histórico y completamente inesperado. Así fue el que tuvo la sexta edición del talent show culinario MasterChef Celebrity España, donde el periodista y narrador deportivo de radio y televisión Juanma Castaño y el comediante y presentador Miki Nadal resultaron ganadores, después de empatar en el duelo final con sus respectivos menús.

“Creemos que era lo justo”, aseguró Pepe Rodríguez, uno de los tres anfitriones del programa -junto a Samantha-Vallejo Nágera y Jordi Cruz-, al comunicar la decisión del jurado.

Por primera vez en las 24 ediciones que se han celebrado hasta ahora en España de MasterChef (Celebrity, Junior y Top Chef) se produce un empate en la premiación.

Ambos se reparten los 75.000 euros para donar a dos ONG. El periodista donó su parte, 37.500 euros, a la fundación Cris contra el cáncer, mientras que el comediante lo hizo con La Casa Santa Teresa, que atiende adultos con discapacidad intelectual.

Concursantes muy bien pagados

En cuanto a los participantes, vale destacar que por cada capítulo del programa en el que participen les pagan 15 mil euros. Tras doce galas y más de dos meses y medio de concurso, de los 16 famosos que empezaron en el show televisivo, que a Venezuela llega a través del canal internacional de Televisión Española (TVE), los cuatro que llegaron a la final -los otros dos son el cantante David Bustamante y la actriz Belén López- habían percibido un total de 180 mil euros, por su aparición en la totalidad de episodios, además de los premios que les corresponden como ganadores o finalistas.

El resto de celebrities que formaron parte de esta sexta edición del show cooking fueron la cantante Tamara, la vedette Samantha Hudson, la modelo Vanesa Romero, el cantante cubano Yotuel Romero, el presentador Julian Iantzi, la animadora Terelú Campos, el diseñador de modas Eduardo Navarrete, el rapero Arkano, el actor Iván Sánchez y las actrices Verónica Forqué, Victoria Abril, y Carmina Barrios.

Las 16 celebridades participantes

Así fue la final

En la prueba inicial del programa, Juanma Castaño consiguió la chaquetilla de duelista; o lo que es lo mismo, se convirtió en el primer clasificado para el cocinado final.

Los otros tres aspirantes, tuvieron que replicar un plato del chef Jesús Sánchez siguiendo sus instrucciones. Miki Nadal resultó el segundo mejor, por delante de David Bustamante y Belén López, pero no logró la segunda chaquetilla, por lo cual tuvo que medirse con Bustamante y López en una prueba de exteriores, celebrada en el Penedés, región catalana donde se produce el mejor cava del mundo.

Miki Nadal, David Bustamante, Belén López y Juanma Castaño, los cuatro finalistas

En esta prueba, cada uno de los aspirantes tuvo que replicar dos platos de los hermanos Roca, de El Celler de Can Roca, tres estrellas Michelin y considerado el mejor restaurante del mundo en 2013 y 2015, según la lista de lista de The World’s 50 Best Restaurants. Lo hicieron bajo la atenta mirada del chef Jordi Roca, mientras el sumiller Josep Roca estaba a cargo del maridaje, a base de cava, de las distintas preparaciones que ofrecieron a un selecto grupo de empresarios vitivinícolas de la región.

El ganador de esta prueba de exteriores resultó ser Miki Nadal, quien se batió luego con el primer clasificado, Juanma Castaño. Esta última prueba tuvo lugar en el plató de MasterChef, con la presencia del resto de sus compañeros en la competencia, algunos de sus familiares y con el chef Quique Dacosta como invitado especial, formando parte del jurado evaluador junto a Jordi Roca, Pepe Rodríguez y Samantha Vallejo-Nágera.

Cada uno de los dos finalistas tuvo que preparar un menú completo, creado por ellos mismos, con una entrada, un plato principal y un postre.

Memoria gustativa en acción

Castaño y Nadal se alzaron con el triunfo apoyados en dos menús que reflejaban sus vidas y sus orígenes familiares. El periodista deportivo preparó un bogavante con oricios, carabineros y algas en dos texturas, una presa ibérica a baja temperatura con Oporto y miel y una manzana asada a la sidra con bizcocho de aceite. Un menú inspirado en Asturias, su tierra, donde la sidra, el marisco y los erizos fueron los protagonistas.

Por otra parte, el comediante elaboró una pasta con tomate especiada y gamba marinada, guiso de anguila y longaniza y helado de leche quemada, espuma de galleta y aire de parchita.

Vale destacar que el jurado, incluyendo al gran Quique Dacosta, se deshizo en elogios ante el trabajo de ambos. Tenían claro que estaban ante una de las finales más igualadas de la historia del programa, pero no pensaban que tanto. “La evolución de ustedes ha sido espectacular, han pasado de acercarse a los fogones para sobrevivir a dominar la alta cocina”, dijo Pepe Rodríguez.

Samantha Vallejo-Nájera, Quique Dacosta, Pepe Rodríguez y Jordi Cruz, eufóricos miembros del jurado

“Tanto nosotros como los que nos ven en casa hemos comprobado su evolución semana tras semanas y los hemos visto trabajar sin descanso”, destacó Samantha Vallejo-Nágera. Y Jordi Cruz puntualizó: “Estamos muy orgullosos de los cocineros en los que se han convertido, porque no ha sido un camino fácil”.

“Mejor acompañado que solo”

Lo que nadie esperaba es que Pepe nombrase, en una decisión histórica, a Juanma Castaño y a Miki Nadal como los dos ganadores.

“Por primera vez en la historia de MasterChef, creemos que era justo que ganaran los dos”, explicó después de anunciar el veredicto del jurado en la final.

 

Juanma Castaño y Miki Nadal rebosantes de alegría por el triunfo compartido

Ambos lo celebraron como grandes amigos, después de haber protagonizado semanas de piques y bromas en todas las galas.

“Estoy infinitamente más contento que si yo hubiera ganado solo, te lo juro, porque es el mayor acto de justicia que ha habido en MasterChef, destacó eufórico Juanma Castaño.

¿Más show que cocina o viceversa?

Si alguna particularidad tuvo esta sexta edición de MasterChef Celebrity, es que las aptitudes de buen cocinado que deberían mostrar los competidores, no pocas veces quedaron sobrepasadas por otros componentes ajenos a ellas.

Tratándose de un show de televisión, cuyo objetivo es entretener y, ¿por qué no decirlo?, divertir, es obvio que se debe buscar un equilibrio adecuado. Al propiciar situaciones que puedan originar reacciones intolerantes, enfrentamientos, puntos de vista contrapuestos, chistes y dardos personales, algunos de cuestionado mal gusto, se corre el riesgo de rebasar los límites.

En este caso, los hubo, y de distintos tenores. La producción estimuló -eso era demasiado evidente en algunos casos- situaciones límites, como las originadas por la actriz Verónica Forqué, literalmente saboteando el trabajo de sus compañeros durante las pruebas de cocina, y lo que es peor, ante la vista gorda del jurado. O el supuesto enfrentamiento que los dos ganadores de la competencia se encargaban de ventilar cada vez que podían, pero que resultaban a todas luces postizos. O los “pases de corrientes” del diseñador de modas con el rapero, así como los arranques de mal humor de Victoria Abril, entre otros muchos. Todos ellos reseñados por la crónica española de espectáculos en muy diversos medio, impresos, audiovisuales y en la red.

¿Con o sin costuras visibles?

Estas situaciones desembocaron en que Verónica Forqué, blandiendo el pretexto de “estar cansada”, haya renunciado a participar en la última etapa, para aparecerse luego, fresca como una lechuga, el último día, repartiendo cariños, besos y abrazos por doquier.

Verónica Foqué saboteó a sus compañeros cada vez que podía

Para muchos, estos desmesurados componentes le restaron contundencia y seriedad a este MasterChef Celebrity. Pero, ¡oh sorpresa! El programa final tuvo tanto contenido emocional, con lágrimas a diestra y siniestra (incluyendo las del imperturbable Jordi Cruz) y con un resultado que por justo resulta inobjetable, que todos los malos vaticinios pasaron a un segundo plano, para no decir que se vinieron abajo.

¿O será este el nuevo empaque de las próximas entregas de MasterChef? Tratándose de una industria tan pragmática a la hora de conseguir audiencia como la TV, cualquier cosa puede suceder.

Perfil laboral de dos campeones

Miki Nadal es comediante, presentador, locutor y actor español con más de 20 años en el oficio. Tiene 54 años.

Integra el panel de Zapeando, programa nocturno que en Venezuela transmite el canal internacional de Antena 3. Allí se comenta con humor lo más destacado de la programación televisiva, así como los espacios más y menos queridos por los espectadores, los mejores vídeos y montajes, los gazapos de los presentadores y recuerdan antiguos personajes de éxito televisivo o los anuncios más comentados.

Aparece intermitentemente en El Club de la comedia, otro programa de Antena 3.

Juan Manuel Castaño Menéndez, más conocido como Juanma Castaño, es periodista, presentador y comentarista deportivo. Tiene 44 años

En julio de 2018 termina su relación laboral con la productora Mediaset España, poniendo fin a trece años en la empresa. Poco después se anuncia su fichaje por la plataforma de streaming de Movistar+.

También trabaja para la cadena radiofónica Cope.

Ha trabajado en varias concentraciones de de la selección de fútbol de España y cubrió la Eurocopa 2018. Retrasmitió cinco vueltas ciclísticas a España, cuatro tours de Francia y dos giros de Italia. Cubrió además el Campeonato Mundial de Ciclismo en Ruta 2006.

Es autor del libro Podemos (2008), junto con Manu Carreño y Rubén Parra. Desde un punto de vista deportivo e informativo, cuenta la experiencia de la selección española en la Eurocopa de Austria y Suiza, en la que España se proclamó campeona continental.

Ha ganado 15 premios Ondas, entregado anualmente a los profesionales más destacados en radio, televisión, publicidad y música.